Techos sin patógenos contagiosos

Tener unos techos sin patógenos contagiosos debe ser una prioridad para cualquier empresa.

Por un lado, es la única manera de garantizar el bienestar de los trabajadores del negocio y evitar así bajas por enfermedad común que mermen la productividad del negocio. Por otro, también impide que los clientes y visitantes puedan sufrir problemas de salud si acuden a las instalaciones.

Pero llevar a cabo esa limpieza requiere de la experiencia de un equipo de profesionales cualificados.

¿Por qué tener unos falsos techos sucios puede ser problemático?

Generalmente, los virus, ácaros, las bacterias, los gérmenes y todo tipo de microorganismos y sustancias nocivas se acumulan en ellos. Esto es especialmente problemático en el caso de los falsos techos, es decir, en aquellos que se colocan superpuestos al original y que dejan una cámara de difícil acceso entre medias.

En dicha cámara, que se ubica tras las planchas de yeso laminado, los patógenos encuentran las condiciones ideales para su subsistencia. Hablamos, por ejemplo, de altos niveles de humedad, falta de radiación ultravioleta y de ventilación, etc. El resultado es que pueden pasar al aire en cualquier momento y provocar una enfermedad a los trabajadores.

¿Cuál es la clave para disponer de unos techos sin patógenos contagiosos?

La clave está en contratar los servicios de una empresa especializada en este tipo de trabajos como es Reciplac.

Sus profesionales aplican además productos ecológicos de eficacia superior a los los productos normalmente utilizados y de la maquinaria necesaria para dejar los techos sin patógenos contagiosos.

Además Reciplac aplica también ozono, un gas que está presente en la atmósfera de forma natural, y que como todos sabemos, sus propiedades para acabar con virus y patógenos son extraordinarias.

Además, el equipo de limpiadores de Reciplac realizan su trabajo sin necesidad de detener la actividad de la empresa. Por tanto, la productividad no se ve mermada en absoluto. Es como si allí no hubiese nadie pero, a las pocas horas, el centro de trabajo pasa a ser completamente seguro.

En definitiva, Reciplac es garantía de limpieza y seguridad en lo que respecta a los techos sin patógenos contagiosos. Por ello, si cree que ha llegado el momento de limpiar el falso techo de su empresa, no dude en ponerse en contacto con nosotros. Lo agradecerá. Y sus trabajadores y visitas, también.

 

 

 

       ¿Tiene alguna duda o pregunta?

Estamos a su entera disposición. Le responderemos de manera veraz, clara y rápida.

91 488 14 16

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.